Monday, September 12, 2005

Un día de verano

Es un pueblo pequeño, pero en verano la población por lo menos se triplica. Ese año las temperaturas son inclementes, no hay una sola nube en el cielo que resguarde del sol y la humedad es tal que da la sensación de respirar agua.

Los jóvenes re reúnen, como cada tarde de cada verano, de cada año, en el parque, al lado del kiosco, con cervezas en la mano, que es lo que mejor alivia la sed y el calor.

Para la hora de la comida, Nache lleva ya algunos litros de cerveza en el cuerpo. Dicen que al nivel del mar el alcohol tarda mas en subir, y debe ser verdad porque mas tarde se reunen todos de nuevo para ir al bosque y consigue seguir bebiendo sin parar muchas horas más.

Cuando cae el sol, se hace imposible estar en el bosque. Le llaman bosque, no se por que, pero en esa zona lo que hay son junglas, de vegetación húmeda, verde y espesa. Lo que se traduce en mosquitos, mosquitos y mas mosquitos. Así que es hora de levantar los bártulos y trasladarse a la playa, con dos hieleras con muchos litros de vodka con zumo de naranja y ginebra con agua de coco. Y al que no le guste que le de un trago al mar.

De camino cogen unos cocos secos para hacer la fogata, que además de ahuyentar a los mosquitos llena el ambiente de humo espeso y olor agradable. Parejitas aqui y allá se abrazan a la luz del fuego, la radio de un coche pone música de fondo a la reunión y Nacho se cansa del juego porque Celia por lo visto, no le dejará meter mano esta noche. Sube al cohe y la llama, arranca sin explicar y vuelven al pueblo.

_____________________________________

Unas calles antes de llegar a casa de Celia, una mujer va andando por la calle, Nacho va jugando con el volante para molestar a Celia. Va demasiado borracho, creo que ni siquiera la vió...
Celia sí, pero solo alcanzó a gritar cuando la cabeza de la mujer golpeó el parabrisas del coche y un bulto más pequeño salió volando por encima del coche.

-Para bruto!
-Estás loca? vendrá la policía, alguien la llámará! (mientras acelera el coche antes de que algun vecino se asome a la ventana)
-Déjame bajar.
-Mas te vale no decir nada

Se bajó llorando y no dijo nada

3 comments:

pin said...

Hay qu ver las barbaridades que hacemos cuando no somos conscientes y las barbaridades que también hacemos cuando sí lo somos..

Un besito

Robert Blues said...

¡Hey! ¿Y ese ratoncillo?

¿Mantienes animales en cautiverio?

Anonymous said...

What a great site »